¿Qué es el crowdfunding y cómo funciona?

Qué es el crowdfunding? Esta pregunta deberíamos realizárnosla cada año, sin duda. Todo cambia muy rápidamente y el crowdfunding no es una excepción. En este artículo podréis encontrar todo lo relevante con respecto al crowdfunding en el 2022. ¿Os interesa? ¡Pues vamos a ello! POST ORIGINAL AQUÍ

¿Qué es el crowdfunding?

El crowdfunding es la financiación colectiva de proyectos a través de Internet. Pero definiéndolo así podríamos caer en el error de pensarnos que es como la financiación tradicional. Y nada más lejos de la realidad. Veremos que hay 5 tipos de crowdfunding y que en la mayoría de ellos lo que se hace es lanzar un proyecto, comunicarlo y crear comunidades a su alrededor. No simplemente financiarlo.

Siempre se ofrece algo a cambio de las contribuciones y esto es importante dejarlo claro. No hablamos de “gente muy buena” en Internet que va “donando dinero”, para nada. Siempre hay un retorno para cada contribución, incluso en el crowdfunding de donación, como veremos más adelante.

qué es el crowdfunding

Las campañas se realizan en lo que llamamos plataformas de crowdfunding. Unas páginas web con herramientas para lanzar proyectos usando la financiación colectiva. También pueden lanzarse proyectos en web propia, pero las herramientas de las plataformas son útiles y su ecosistema puede ayudarnos. En el siguiente apartado del artículo, dedicado a los tipos de crowdfunding, pondremos ejemplos de plataformas para cada tipo.

Hay, básicamente, dos sistemas de crowdfunding. En primer lugar tenemos el sistema todo o nada, en el que debemos alcanzar un objetivo mínimo para llevar a cabo el proyecto. Los retornos que ofrezcamos sólo se deberán entregar si alcanzamos dicho hito mínimo. En segundo lugar tenemos el sistema todo cuenta (sistema flexible en Indiegogo) en el cual recaudemos lo que recaudemos deberemos entregar el retorno comprometido (aunque no lleguemos al objetivo mínimo.

En último lugar, el crowdfunding no es fácil. En plataformas grandes como Kickstarter, con casi 500.000 campañas lanzadas, el 62% de los proyectos fracasan. Todavía podemos decir que lanzar una campaña con éxito no es algo sencillo.

¿Cuántos tipos de crowdfunding hay?

Como ya sabéis por mis vídeos en mi canal de YouTube, hay 5 tipos de crowdfunding que ahora paso a detallaros. Ya definí los tipos de crowdfunding, y es algo que sigue igual que siempre. Así que vamos a repasarlos. Pero antes de nada, un vídeo explicativo al respecto, para hacerlo más ameno. Y ahora os los detallo.

Tipo 1: Recompensa

En el que se ofrece un producto, servicio o experiencia a cambio de las contribuciones que se reciben. Y podemos estar hablando de lo que sea desde una bicicleta eléctrica a una App para plantar tus verduras y frutas. En este tipo de crowdfunding encontramos plataformas como Kickstarter, Indiegogo, Verkami, Ulule, Goteo y similares.

Dentro de este tipo de crowdfunding encontramos dos modalidades principales. El crowdfunding puntual y el crowdfunding recurrente. En la primera modalidad recaudamos en 30-40 días una cantidad de fondos para llevar a cabo un proyecto, de manera puntual. En la segunda recaudamos cada mes o cada vez que publicamos un contenido. Esta segunda modalidad es como un sitio web de membresía (membership site) pero, idealmente, con objetivos para la comunidad. Patreon es una de las principales plataformas de crowdfunding de recompensa en su modalidad recurrente.

Tipo 2: Inversión

En el que se ofrece un retorno de la inversión. Es decir quien contribuye en este tipo compra participaciones en el capital de una empresa. Y el retorno puede ser multiplicar dicha inversión, aunque también existe el riesgo de perderla. Un buen ejemplo es el de la campaña de Cocoro.

En este tipo de crowdfunding encontramos plataformas de referencia como Crowdcube, The Crowd Angel, Seedrs y otras.

Tipo 3: Préstamo

Este tipo también consiste en una inversión cuyo retorno puede ser un multiplicador de la cantidad inicialmente invertida. Pero a diferencia del anterior la inversión es vía préstamo. Se invierte una cantidad y el retorno es vía intereses del dinero invertido. Trabajando este tipo encontramos a plataformas como LendingClub.

Tipo 4: Donación

Aquí se engloban campañas para financiar proyectos solidarios, cuyo retorno es emocional. Es decir, la gente que participa recibe la satisfacción de haber ayudado a una causa que lo merece. Como buenos ejemplos tenemos el de la campaña Alba Ayuda. Y a nivel de plataformas encontramos a migranodearena.org o GoFundMe.

Tipo 5: Donación con recompensa

El quinto tipo, no detallado en muchos estudios, es un híbrido entre donación y recompensa. Son campañas de personas famosas o empresas que ofrecen recompensas pero cuya recaudación se destina íntegramente a una causa de una ONG. Aquí encontramos trabajando a plataformas como Omaze.

¿Qué fases hay en una campaña de crowdfunding?

Hay 4 fases que veremos a continuación y que deben trabajarse a consciencia para tener éxito. Veremos que tener éxito en financiación colectiva no sólo es lanzar una campaña, hace falta mucho más. Preparación, estrategia y cumplimiento de lo acordado con los contribuyentes. Vamos a verlo.

qué es el crowdfunding

Fase 1: Preparación

En esta fase se debe diseñar la campaña. El vídeo, el retorno (recompensa, inversión o explicación del proyecto de donación) y la explicación del proyecto al completo. Además se deben estudiar los costes del proyecto, que veremos en el siguiente apartado.

Fase 2: Precampaña

La fase en la que captamos correos (idealmente) de personas interesadas en nuestro proyecto. Se puede llevar a cabo con una página web propia o con herramientas de algunas de las plataformas existentes. El objetivo de la fase es asegurar un estreno de campaña con buenos resultados.

Fase 3: Campaña

Aquí ya empieza la fase de recaudación de cualquier campaña. En primer lugar deberemos controlar varios datos. Los KPI (indicadores clave de rendimiento) de una campaña son los siguientes:

  • Visitas por día conseguidas en la campaña
  • Recaudación por día.
  • Número de contribuciones por día.
  • Cuántas contribuciones se consiguen por día por cada 100 visitas (RCVM).
  • Visitas acumuladas conseguidas en la campaña
  • Recaudación acumulada.
  • Número de contribuciones acumuladas.
  • Cuántas contribuciones se han conseguido por cada 100 visitas.
  • Cuánto porcentaje de recaudación consigue cada contribución (RCC).
  • Cumplimiento de la regla 30-90-100 (conseguir el 30% en 7 días o menos).
  • Cumplimiento de la regla del poder del 100 (¿se ha logrado el 100% o no?).

En segundo lugar, también debemos tener en cuenta otra información relevante para estudiar el diagnóstico de una campaña.

  • Fuentes de tráfico de la campaña (de dónde vienen las visitas).
  • Comentarios recibidos en la campaña.
  • Actualizaciones realizadas en la campaña (se pueden actualizar en un blog).

Fase 4: Poscampaña

En primer lugar, en esta última fase de cualquier campaña debemos entregar el retorno ofrecido en la misma. Sea una recompensa (producto, servicio o experiencia), un retorno de la inversión o información sobre el estado de un proyecto financiado con donaciones. En segundo lugar nuestra obligación será entregar dicho retorno a nuestros contribuyentes, y hacerlo en el plazo estimado en la campaña. Si hay retrasos en la entrega del retorno, además, deberá informarse debidamente a los contribuyentes y con total transparencia.

¿Qué costes hay en una campaña de crowdfunding?

Controlar bien los costes de una campaña es fundamental. En primer lugar no únicamente para poder recaudar y entregar los retornos comprometidos en la campaña. En segundo lugar por la propia supervivencia del proyecto a medio y largo plazo. Vamos a repasar los principales costes de una campaña.

qué es el crowdfunding

Coste 1: Comisiones

Aquí hablamos de la comisión de la plataforma (5%) y la del sistema de pago (hasta un 4% adicional). Son costes directos imputables a nuestra campaña de crowdfunding y deberemos tenerlos presentes porque se van a descontar de nuestra recaudación. Es decir que, normalmente, recibiremos aproximadamente un 91% de lo que recaudemos en campaña. Si no se han tenido en cuenta estas comisiones el proyecto no será sostenible.

Coste 2: Impuestos

En primer lugar, en el crowdfunding de recompensa debemos tener en cuenta el IVA de las mismas. Deberemos contemplar que cada recompensa ofrecida en la campaña es un producto o servicio que se vende anticipadamente. Tenéis más información sobre fiscalidad y crowdfunding en este artículo.

En segundo lugar habrá que tributar sobre los beneficios o rentas que se generen en la campaña, lógicamente teniendo en cuenta todo lo que gastemos e ingresemos profesionalmente en el ejercicio contable correspondiente. Aquí se aplican impuestos como el IRPF, el Impuesto de Sociedades (IS) o el Impuesto sobre Donaciones y Sucesiones (ISD).

Coste 3: Producción y envíos

Con la cantidad recaudada deberemos producir las recompensas o usar la cantidad donada o invertida para llevar a cabo el proyecto planteado. En el caso particular del crowdfunding de recompensa, además de producir deberemos enviar el producto, servicio o experiencia a nuestros contribuyentes (si no se trata de un producto digital sin necesidad de envío).

Es importante tener en cuenta que el crowdfunding es una herramienta de validación y creación colectiva, que siempre genera obligatoriedad para quien recibe los fondos. El producir el retorno prometido a los contribuyentes es esencial si no queremos que nuestra imagen de proyecto e incluso nuestra marca personal queden gravemente afectadas.

Coste 4: Inversiones

A continuación hablaremos de un tipo de “coste” entre comillas, que a mí me gusta llamar inversiones. Se trata de materiales que deben producirse a la campaña como el vídeo, el diseño gráfico, o la inversión en Ads para generar tráfico a la campaña. Y, asimismo, de servicios de consultoría para que la campaña esté bien planteada y tenga una alta probabilidad de éxito.

¿Cómo debemos fijar los precios en una campaña?

La fijación de precios en marketing es siempre un reto considerable. Incluso las grandes empresas pueden tener problemas para fijar los precios de sus productos o servicios. Si el precio está por debajo de lo que puede estar dispuesto a pagar nuestra demanda, nos equivocaremos e ingresaremos menos de lo que es óptimo. Por contra si está por encima, tendremos menos demanda de la esperada y puede ser que nuestro proyecto fracase. Vamos a ver qué es importante al fijar precios en crowdfunding. Antes de empezar aclaro que, evidentemente, hablamos de campañas de crowdfunding de recompensa en este apartado.

qué es el crowdfunding

Estudio de productos sustitutivos

En primer lugar deberemos estudiar productos o servicios sustitutivos al nuestro. Por ejemplo, si hablamos de una bicicleta eléctrica, deberemos estudiar los precios de los patinetes eléctricos o incluso de alquilar un coche por días.

Estudio de productos similares

En segundo lugar estudiaremos los precios de productos similares al nuestro. Si, por ejemplo, tenemos entre manos un proyecto de chaqueta, deberemos buscar campañas de productos similares usando el buscador de plataformas como Kickstarter. Una vez encontremos campañas similares, deberemos tomar nota de sus precios para hacernos una idea de cómo fijar el nuestro.

Estudio de nuestra propuesta de valor

En tercer y último lugar, deberemos ponderar qué factor diferencial tiene nuestro producto o servicio. ¿Qué lo hace especial? ¿Por qué la gente debería elegir nuestro proyecto y no otro? Aquí radica el verdadero potencial de la fijación de precios. ¿Por qué la gente paga más por un iPhone que por otros productos? Los profesionales del marketing solemos decir que se compra siempre con la emoción, nunca con la razón. Pero debemos equilibrar ambos aspectos para tener un precio bien ajustado.

En ese sentido, cuando diseñemos la campaña de crowdfunding de recompensa y los precios de nuestros productos o servicios, deberemos prestar atención a aspectos emocionales y racionales. Emocionar con el vídeo pero detallar las particularidades de nuestro producto o servicio en la zona de descripción del proyecto. Usando infografías, GIF animados e imágenes de producto con todo detalle.

¿Qué riesgos hay en una campaña de crowdfunding?

Podemos distinguir dos grupos principales de riesgos en una campaña. En primer lugar tenemos los que provocan que no tengamos suficiente margen de seguridad en nuestra campaña. Es decir, que ante cualquier imprevisto ya estemos perdiendo dinero en el proyecto. En segundo lugar los que provocan que no tengamos margen de beneficios, haciendo que el proyecto no sea sostenible a medio o largo plazo. Vamos a verlos.

qué es el crowdfunding

Riesgo 1: No tener margen de seguridad

El margen de seguridad nos permite hacer frente a dificultades o imprevistos en la poscampaña de crowdfunding. Por ejemplo, ¿qué ocurre si los envíos a cierto país se complican por un coste aduanero extra no contemplado? o ¿qué ocurrirá si un componente de nuestro producto sube de precio y el coste de producción aumenta? Todos estos factores imprevistos los podremos atender si tenemos un margen de seguridad en nuestros cálculos.

Como estamos viendo en los cursos de la guía del creador, es importante fijar un margen de seguridad mínimo del 10% en cualquier campaña de crowdfunding. Incluso puede llegar a ser mayor, dependiendo del nivel de riesgo que detectemos en los procesos de producción y envío (en su caso) de los retornos.

Riesgo 2: No tener margen de beneficios

Pero no sólo cubriendo costes y teniendo un margen de seguridad haremos que nuestro proyecto sea sostenible. Cuando fijamos precios debemos tener en cuenta que es necesario generar beneficios en cada venta. Es decir, hasta llegar al 100% del objetivo de una campaña de crowdfunding estaremos cubriendo costes. A partir de entonces ya deberíamos generar margen de beneficio con cada venta.

¿Por qué deberíamos plantear los precios para que generen un margen de beneficio? Pues es sencillo, porque de no hacerlo tendríamos un producto validado con un precio irreal. De poco sirve que la gente te compre un producto a 20€ si luego para que sea sostenible debes venderlo a 40€ en el mercado. Debemos procurar que el precio máximo de venta en una campaña de crowdfunding no represente un descuento mayor al 30% con respecto al precio final de mercado.

¿Qué estrategia debe llevarse a cabo en una campaña?

Básicamente para plantear una buena estrategia de crowdfunding basta con seguir las 20 reglas de oro del crowdfunding. Una metodología que empecé a crear en el año 2011 y que abarca 20 puntos imprescindibles para trabajar la estrategia de un proyecto lanzado con financiación colectiva. Vamos a repasar lo más importante a ese respecto, sin entrar en repasar las 20 reglas una a una, ya que este artículo no pretende profundizar en cada aspecto.

qué es el crowdfunding

Diseño y estrategia

En este bloque entran en juego reglas de oro como la 30-90-100 y la del poder del 100, que ya hemos mencionado anteriormente. Diseñar una campaña de crowdfunding en la fase de planificación no sólo es subir materiales como el vídeo o las fotos del producto o servicio, es mucho más.

En primer lugar, deberemos fijar un objetivo mínimo viable de recaudación. La cual cosa significa que debe ser un objetivo alcanzable (de mínimos) pero a la vez que permita llevar a cabo el proyecto. Y este también es un aspecto de diseño. También lo es el fijar lo que conocemos como objetivos ampliados, es decir, objetivos de recaudación superiores al 100%. Dichos objetivos deberían servir para mejorar el proyecto de cara a todos los mecenas. Un ejemplo claro es aumentar los colores disponibles para un producto.

Estrategia de recaudación

En segundo lugar deberemos crear recompensas early birds en nuestra campaña. Algo que nos llevará a alcanzar los diferentes hitos de la campaña. Por ejemplo, si creamos una recompensa limitada con un precio menor para las 100 primeras personas que participen en la campaña, deberemos controlar que agotándose esas 100 unidades lleguemos a un hito importante en la recaudación de la campaña. Puede ser el 30% en 7 días o menos, o bien alcanzar el 100% de la recaudación.

Estrategia de comunicación

Para acabar esta breve reseña sobre estrategia en materia de crowdfunding, no podemos dejar de mencionar la comunicación. Es una de las 4 C del crowdfunding y el motivo por el cual la mayoría de campañas fracasan. Si no se comunica, no se recauda. O dicho de otro modo, una campaña que tenga insuficientes visitas por día no llegará nunca a recaudar los objetivos que se haya planteado.

Por ello deberemos plantear un plan de comunicación ligado a nuestra campaña. Comunicar en redes sociales, en las actualizaciones de la campaña, distribuir notas de prensa, colaborar con medios digitales o incluso realizar marketing con influencers. Hay mucho trabajo a realizar y mucho por hablar. Por ello os recomiendo que sigáis atentamente todo lo que compartimos semanalmente en el vlog de crowdfunding.

Conclusiones

El crowdfunding sigue siendo una herramienta desconocida para la mayoría de la gente, pero, al mismo tiempo, sigue siendo la mejor metodología para lanzar un producto, servicio o experiencia al mercado. Y no sólo eso, puede servir para hacer crecer un proyecto, si hablamos de crowdfunding de inversión o préstamo, con el apoyo de una comunidad. Y es que el crowdfunding, es el auténtico marketing de comunidades.

Recuerda

  • El crowdfunding es mucho más que financiación.
  • Hay 4 fases en crowdfunding, planificación, precampaña, campaña y poscampaña.
  • Tenemos 5 tipos de crowdfunding definidos por el retorno que se ofrece.
  • El crowdfunding no es fácil, entre el 60% y el 80% de las campañas fracasan.
  • Debemos plantear un buen diseño y una buena estrategia para el éxito.
  • Es importante recaudar, pero también la sostenibilidad de nuestro proyecto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *